LLAMAR al 900 921 857 Teléfono Gratuito: 900 921 857 --> LLAMAR
Home / Noticias

Noticias

Falsos mitos sobre el blanqueamiento dental

Falsos mitos sobre el blanqueamiento dental

El blanqueamiento dental es uno de los tratamientos de estética que más han crecido en las consultas de los dentistas durante los últimos años. Iluminar el color de los dientes no sólo repercute en las personas desde un punto de vista estético sino que también existe un componente psicológico. “Muchos pacientes acuden a nuestra consulta porque se avergüenzan de su dentadura, lo que les influye notablemente en su estado anímico y les afecta tanto en el plano personal como profesional provocando en ellos un sentimiento de retraimiento”, explica María Magallón, directora médica de SMYGROUP.

En torno al blanqueamiento dental se ha creado no sólo una industria –en algunos casos, de dudosa o escasa efectividad-, sino también una serie de leyendas que ayudan a perpetuar falsas ideas sobre este tratamiento estético dental. Veamos cuáles son esos falsos mitos que giran en torno a los blanqueamientos dentales.

El blanqueamiento daña el esmalte dental. Un blanqueamiento adecuado supervisado por expertos extrae las impurezas de los poros del diente pero sin dañar el esmalte.

El blanqueamiento consigue el mismo resultado en todas las dentaduras. Los efectos de un blanqueamiento pueden variar de una persona a otra y depende no sólo de nuestro diente y del esmalte, sino también del origen de las manchas dentales. Los resultados más óptimos se obtienen en los dientes que se han oscurecido naturalmente con el paso de los años.

El blanqueamiento sustituye a una limpieza bucal. Los blanqueamientos son tratamientos estéticos, eliminan las manchas pero no limpian las encías, por lo que en ningún caso debe sustituirse por una limpieza bucal. La limpieza elimina bacterias, refuerza el esmalte y protege a los dientes.

El blanqueamiento es eterno. Los tratamientos tienen una duración entre 1 y 3 años, pero esto dependerá no sólo de la concentración de gel blanqueante aplicada sino también del tipo de la biología del diente y de los cuidados que sigamos tras el tratamiento. Para prolongar sus efectos será importante reducir el consumo de tabaco, de alimentos y bebidas que tiñan los dientes, así como mantener una óptima higiene bucal.

Las pastas de dientes blanquean las dentaduras. Las pastas de dientes que, supuestamente actúan como blanqueadoras, tienen una concentración del agente blanqueador muy baja, por lo que no actúan como blanqueadoras sino que están indicadas para prolongar en el tiempo los dientes blancos. Lo mismo ocurre con otros productos blanqueadores que se venden en el mercado. En España, según la legislación vigente, únicamente se pueden vender productos blanqueadores con una concentración hasta el 0,1% sin la supervisión de un dentista. Si encuentras productos o tratamientos por encima de esta concentración desconfía y no los adquieras porque pueden ser perjudiciales para tu salud. Utilizar tratamientos blanqueadores sin supervisión de un profesional puede producir quemaduras en el tejido gingival o, incluso, derivar en la muerte del diente.

Los remedios caseros funcionan. Se han popularizado varios remedios caseros que no tienen ningún fundamento y que, por tanto, carecen de resultados. Es el caso del bulo de que frotar fresas en los dientes ayuda a que éstos estén más blancos o a la aplicación o enjuagues con limón, bicarbonato de sodio o agua oxigenada.  No experimentes con estos remedios, primero porque no obtendrás ningún resultado y segundo porque tu salud puede sufrir riesgos.

Lo más importante, sin duda, es realizar estos tratamientos bajo la supervisión de un dentista y con todas las garantías para evitar correr riesgos innecesarios o realizar gastos inútilmente. Así lo hacemos en sMyWhite.

Verdades sobre el blanqueamiento dental

Verdades sobre el blanqueamiento dental

El blanqueamiento dental permite aclarar moderadamente el tono natural de los dientes. Todos los tipos de blanqueamiento siguen el mismo principio: la acción de un gel (peróxido de hidrógeno o carbamida) en diferentes concentraciones que penetra en el diente que es poroso y se libera poco a poco en su interior. No todas las personas responden por igual a un blanqueamiento dental, y su eficacia depende también de nuestra biología. Lo más importante, ya lo sabes, es realizar este tratamiento bajo la supervisión de un dentista.

Desde sMyWhite te aclaramos algunas cuestiones relacionadas con el blanqueamiento dental: 

Este tratamiento debe estar supervisado por un dentista. La Ley no deja lugar a dudas en este aspecto. Una concentración entre el 0,1 y el 6% o superior, de peróxido de hidrógeno es segura siempre y cuando se realice bajo la supervisión de un especialista que garantice que no hay riesgos ni patologías bucales y que realice una aplicación óptima y controlada.

El blanqueamiento puede producir cierta sensibilidad en los dientes. En ocasiones puede ocurrir que después del tratamiento, y durante un tiempo breve, los dientes experimenten una cierta sensibilidad a causa de la penetración de peróxido (compuesto activo del gel blanqueador) en el nervio del diente. Esto no ocurre en todos los casos y, si ocurre, la sensación se va en 2 o 3 días. Para reducir estas molestias es recomendable acudir primero a un dentista para que haga una evaluación del estado de los dientes y aplique los tratamientos previos en caso de ser necesarios.

Durante el tratamiento es recomendable evitar el consumo de determinados alimentos o bebidas. Hay diferentes alimentos y bebidas de las que no es conveniente abusar para preservar la coloración natural de los dientes, pero además, es importante reducir su consumo durante el tiempo que dure el tratamiento. Estos productos son: el té, café, vino, salsa de soja y vinagre, frutas y verduras de color oscuro e intenso (arándonos, moras, cerezas o remolacha), curry y colorantes alimentarios, refrescos y bebidas energéticas. Aunque no es un alimento, es conveniente evitar el tabaco y no abusar de los colutorios con clorhexidina. 

No todo el mundo es apto para realizarse un blanqueamiento. Los tratamientos blanqueadores no se pueden aplicar en menores de 15 años puesto que su esmalte aún no está completamente formado. Tampoco se recomienda su uso en las embarazadas, personas con una excesiva sensibilidad dental, con problemas gingivales o periodontales y con pacientes que tengan alergia a alguno de los componentes del gel blanqueador. Tampoco es recomendable realizarlo en manchas provocadas por la tetraciclina, un medicamento con el que el diente adquiere una tonalidad grisácea imposible de blanquear.

sMyWhite: blanqueamiento dental desde casa

sMyWhite: blanqueamiento dental desde casa

Tener unos dientes blancos y relucientes, no es sólo una cuestión importante para los jóvenes sino que, cada vez más, lo anhelan los no tan jóvenes Y es que, ¿quién no ha soñado con tener dientes impecables y nacarados como los que lucen por ejemplo Angelina Jolie, Jennifer López o Tom Cruise?

Si eres de los que piensan que un blanqueamiento dental solo es para artistas, famosos y personas con un alto poder adquisitivo, te vamos a demostrar que no es así y que hoy todo el mundo puede lucir una sonrisa al más puro estilo de Hollywood. Y ello sin necesidad de desembolsar mucho dinero, ni pasar horas y horas en la consulta del dentista. Y es que el blanqueamiento dental en casa ya es posible, y se llama sMyWhite.

El sistema de blanqueamiento dental sMyWhite es un método 100% español que puede hacerse desde casa y con solo dedicarle unos pocos minutos al día, se obtienen excelentes resultados.  Indicado para aclarar el color de nuestros dientes, oscurecidos por el paso del tiempo o por el consumo de sustancias como café, té, tabaco o vino tinto, con el blanqueamiento dental es posible alcanzar el color natural y original de la sonrisa, por lo que en cada persona el resultado es diferente. En cualquier caso, siempre se consigue mejorar la apariencia de la sonrisa logrando así unos dientes más brillantes y luminosos. 

El tratamiento profesional sMyWhite empieza en la clínica Smylife, en la que en una primera sesión dirigida por uno de los dentistas del equipo, se realiza un tratamiento de blanqueamiento profesional con una alta concentración de peróxido de hidrógeno, lo que asegura un primer resultado visible.

El tratamiento se completa con un kit de blanqueamiento para casa, que consta de varios lápices blanqueadores y una lámpara LED compatible con Android e IOS que se activa con el móvil o la tablet y se puede utilizar en cualquier lugar para mantener el blanqueamiento por más tiempo. Toda una genialidad para ahorrar tiempo y dinero que puede conectarse al móvil y permite aplicárselo en cualquier lugar.

Además del importante ahorro de tiempo y de dinero, el blanqueador dental sMyWhite tiene estos otros beneficios:

- Fácil de aplicar: el aplicador en forma de lápiz hace que sea muy sencillo de usar.

- Es el único sistema de blanqueamiento del mercado que se conecta al móvil, por lo que podrás aplicártelo en cualquier lugar y cuando quieras.

- Blanqueamiento profesional: el tratamiento está avalado por la prestigiosa clínica Smylife y por el grupo Smygroup, que aglutina investigación, desarrollo tecnológico, profesionales cualificados y experiencia en tratamientos. 

-Si tienes cualquier consulta durante el tratamiento, un grupo de expertos atenderá todas tus dudas en un call center operativo de lunes a viernes de 9:30 a 19:00 hs

Lucir y presumir de una sonrisa impecable digna de cualquier celebrity es hoy más fácil que nunca con sMyWhite.